UN RINCÓN VIRTUAL QUE OBSERVA LA REALIDAD CON OTROS OJOS...

miércoles, 24 de agosto de 2022

EL PREOCUPANTE FUTURO DE LA UFOLOGÍA

La cosa está jodida, muy jodida... Me encantaría creer a mi buen amigo el ufólogo Jordi L. Monedero cuando afirma que la ufología no está muerta, pero lo cierto es que algunos la están hiriendo de muerte. Están fusilándola, literalmente. El decadente mundo de la ufología se ha convertido en una auténtica cloaca, en la que unos y otros luchan ferozmente por conseguir fama, seguidores y likes. Ya todo vale, desde atacar a nuestro respetable padre de la ufología Antonio Ribera hasta llamar "congreso de ufología" a algo que tiene más que ver con la new age y otras tendencias pseudoespirituales. Y los fraudes, encima, se multiplican. ¡Cuántos vídeos y fotos falsos vemos a diario por las redes sociales! Panorama desolador, sin duda.   

Estudiar y aprender con seriedad ya no importa; lo único que importa es llegar a lo más alto como sea: inventando historias, pisando al compañero, plagiando, haciendo un autobombo que produce vergüenza ajena... Además, hay un intrusismo brutal. Personajes que no saben nada o poquísimo de ufología pontifican y faltan al respeto a los que llevan años dedicados en cuerpo y alma a dicha cuestión. ¡Qué atrevida es la ignorancia! 

Actualmente, se valora más al mediático, no al estudioso de verdad. No importa que digas chorradas o que cometas fraude. Si sales en un programa de TV ya eres el 'number one'. Eso te convierte ipso facto en un gran especialista. Aquí no funciona la frase: "Soy amigo de Platón, pero más amigo de la verdad"; funciona lo contrario: "Soy amigo de la verdad, pero más amigo de Platón". ¡Y si Platón tiene un programa de radio o de TV mejor! No importa que vendas falacias o que plagies. Eres un tipo guay, graciosillo y, por tanto, se te apoya. Si descubres una impostura y la denuncias, nadie se preocupa por averiguar si tienes razón; enseguida saltan las fieras contra ti por tu "atrevimiento". Poco importa que compartas material de archivo de forma desinteresada, que abras la puerta de tu casa a todo el mundo, que publicites libros de los demás, que hagas favores a todo el que te lo pide... Si dices que fulanito ha plagiado, que copia ideas de otros y las vende como propias con otro nombre, ya eres un indeseable, "te puede el odio" (?). He aprendido una cosa con lo ocurrido hace unos días: no debo fiarme de nadie. Y menos de esos que, por privado, te llaman "hermano", "colega del alma" o te dicen "se te quiere", "eres un crack" o cualquier otro peloteo. Esos son luego los peores, los más falsos, los más interesados, los que te utilizan cuando les conviene y te olvidan cuando encuentran a alguien que puede darles fama o algún tipo de beneficio. 

Lo cierto es que el tiro les está saliendo por la culata a los indeseables de turno y están que trina. Pero estoy tranquilo, porque yo no me adentré en estos temas para ganar acólitos ni colegas que a la mínima te apuñalan por la espalda —hay muchos frenemigos en el mundo del misterio—, ni para salir en la tele o dar conferencias (nada de eso me interesa y he rechazado siempre invitaciones para ambas cosas), sino para estudiar, investigar, aprender y aportar algo de conocimiento con honestidad y en la medida de mis posibilidades, además de compartir información y documentación con personas que se toman en serio estos temas. A mí no me duelen los insultos hacia mi persona; más bien me resbalan. Sin embargo, sí me duelen los insultos hacia la ufología (muchas veces por estudiosos que también llevan años dedicados a la misma, lo cual me sorprende). Así que si descubro algo que no me gusta y que afecta a la ufología, lo diré, le moleste a quien le moleste. Y cuando más cabreados estén y más me insulten, más me reafirmo en que la Teoría de la Distorsión es un calco de la Paraufología. Y hasta el momento nadie me ha convencido de lo contrario. Y como me consta que es así —y eso lo saben incluso algunos colegas del propio Caravaca que me dan la razón—, pues seguiré en mis trece, defendiendo lo que considero que es verdad (me he molestado en comprobarlo para llegar a semejante certeza, a la que por cierto también han llegado otros ufólogos y exufólogos). 

Otra cosa que me llama la atención es que ahora está de moda llamar prepotente al que sabe y está capacitado para aclarar un asunto sobre el tema que domina. Resulta que el ignorante que va de 'sabelotodo' ya no es el prepotente. Otro signo más de esta distópica época que nos ha tocado vivir. Pues siento decir a esos impresentables que no es prepotencia exigir rigor, exactitud con los datos y respeto por los pioneros; y no es prepotencia asegurar que es una impostura hablar de teoría nueva y revolucionaria si realmente no lo es. Tomarse en serio la ufología no es prepotencia; es ser objetivo y honesto. Tal vez, eso sea una herejía en los tiempos que corren... 

Una vez más, en este país se ensalza al pícaro y se arremete contra quien tiene la osadía de denunciar una falsedad. Si permitimos que alguien se salga con la suya mancillando el nombre de la ufología, si defendemos y protegemos a quien comete una impostura y perseguimos e insultamos a quien la denuncia, somos al final cómplices de la misma y no estamos, precisamente, contribuyendo a que esta materia de estudio sea respetada y tomada en serio. De ser así, la ufología tiene los días contados. Luego no nos quejemos.   

(Por Moisés)  

miércoles, 17 de agosto de 2022

LA DISTORSIONADA "TEORÍA DE LA DISTORSIÓN"

Voy a poner un ejemplo muy claro para zanjar el tema abierto en Twitter y espero que se pueda comprender bien lo que quiero decir. Y ya luego que cada uno saque sus propias conclusiones o que investigue por sí mismo para averiguar si estoy en lo cierto o no a la hora de afirmar que la Teoría de la Distorsión (TD), que salió hace poco más de una década de la chistera de José A. Caravaca, es exactamente lo mismo que la Paraufología y, por tanto, no arroja nada nuevo al tema OVNI. Todo eso que él describe bajo el ropaje de la TD sobre los estados alterados de conciencia, el agente externo que afecta a la mente del perceptor, los contenidos simbólicos del inconsciente proyectados al exterior y que moldean la experiencia OVNI, los elementos parafísicos y oníricos, el mimetismo, la influencia de la ciencia-ficción, etc., lo hemos dicho otros estudiosos varias décadas antes que Caravaca. ¡Exactamente lo mismo! Si se consultara más la hemeroteca, otro gallo cantaría. Pero, por desgracia, en España hemos sido muy pocos los que nos metimos en la Paraufología. Incluso entre los estudiosos veteranos del fenómeno OVNI hay un escaso conocimiento sobre dicha corriente de pensamiento. Por tanto, es normal que para muchos aficionados, lo que cuenta Caravaca bajo la TD resulte inédito. Es un problema de desconocimiento. Aunque me llama poderosamente la atención que algunos veteranos estudiosos miren hacia otro lado y no sean nada críticos con este asunto, cuando es fácilmente comprobable que la TD es igual a la Paraufología. Por ejemplo, ¿nadie dice nada sobre el descaro de Caravaca a la hora de atribuirse el término 'agente externo' cuando realmente lo acuñó el investigador Hilary Evans a comienzos de los años 80? En fin, como dijo Petronio: "El mundo quiere ser engañado; pues que lo sea". 

Pero vayamos al ejemplo que quiero exponer... Imaginemos que un físico proclama a los cuatro vientos que ha enunciado una nueva teoría sobre las leyes físicas y la naturaleza del espacio y el tiempo. En principio, la noticia es recibida con expectación. El científico comienza a exponer su teoría en los medios de comunicación especializados. Desarrolla ampliamente con argumentos las conclusiones a las que ha llegado y define su trabajo como Teoría de la Luz Curvada. Bien, otros colegas del campo de la Física se preocupan por examinar con interés el trabajo realizado por este científico que, con enorme entusiasmo, defiende y difunde su teoría, como artífice que es de la misma. Recibe apoyo de todos ellos y de la opinión pública. Saca a la luz sus textos y sale en los medios de comunicación. Su labor es elogiada por doquier. Pero surge un problema: algunos de sus colegas del campo de la Física descubren, conforme va pasando el tiempo, que las aportaciones de este físico no arrojan nueva luz al tema, sino que su teoría es exactamente igual a la Teoría de la Relatividad enunciada por Albert Einstein. ¡Es lo mismo! Son los físicos expertos en Relatividad quienes se dan cuenta de que algo no cuadra. Los demás científicos siguen apoyando y alabando al autor de la pretendida "nueva" teoría. Y no digamos los menos versados en la materia. Están absolutamente convencidos de que la aportación de este hombre es novedosa y revolucionaria. Sin embargo, los físicos relativistas advierten que es lo mismo que dijo Einstein, con algunas variaciones y poco más. No cambia un ápice. Los que no saben de Relatividad atacarán a estos físicos por criticar el trabajo tan "revelador" del autor de la Teoría de la Luz Curvada. Les dirán que están siendo muy duros con él, que son unos envidiosos, que tienen mucho ego, etc. La mayoría, apoyarán a ese prometedor físico que, para salir al paso de las "acusaciones", se victimizará diciendo que no han comprendido bien lo que quiere decir, que los que le critican lo hacen por motivos personales, que no saben leer bien sus ensayos, etc. etc. Al final, el susodicho físico, de tanto propagar insistentemente la Teoría de la Luz Curvada, conseguirá arrastrar a un buen número de seguidores que, al no haber estudiado en profundidad la Teoría de la Relatividad, terminarán convencidos de que el autor de la "nueva" teoría es una persona absolutamente honesta. Solo los que han estudiado a fondo la Teoría de la Relatividad son los que han pillado la farsa. Pero pocos les creen... 

De alguna manera, eso me ha pasado a mí con la Teoría de la Distorsión, que con tanto interés he seguido desde que comenzó a difundirse por su autor (y único representante de la misma, lo cual es muy llamativo), ya que aborda aspectos del fenómeno OVNI que me interesan bastante (su dimensión psíquica, por ejemplo). Pero también hay un problema: un servidor conoce muy bien la Paraufología. Comencé a navegar por sus aguas a finales de los años 80. He estudiado todo lo que he podido al respecto, archivando una gran documentación, investigando muchos casos de primera mano con tintes paraufológicos, leyendo ensayos de numerosos autores especializados y manteniendo en su día contacto con otros estudiosos afines como José Mª Casas-Huguet, introductor de la Paraufología en España. Yo mismo he escrito una treintena de artículos sobre el tema en periódicos, boletines y revistas especializadas. Hay que sumarle a todo ello mi libro OVNIs. Del espacio exterior al espacio interior (2016), donde desarrollo ampliamente los postulados paraufológicos, exponiendo mis conclusiones personales (siempre provisionales en un tema tan complejo y resbaladizo). Supongo, pues, que algo sé al respecto. No en vano, el antropólogo Ignacio Cabria reconoce en su aclamado libro Historia cultural de los Ovnis en España 1950-1990 (2022) que "desde 1988 Garrido hacía propuestas en la línea de la paraufología y las teorías de Jung, sobre lo que se convertiría en el teórico más destacado". Creo que Cabria es un investigador crítico y muy riguroso que sabe de lo que habla. Jamás haría una afirmación así de no estar convencido de ello. 

Durante años, he dado el beneficio de la duda a la TD. Aunque iba hallando cosas que no me cuadraban y las dudas se me agolpaban conforme más leía al respecto, quise aguardar a poder hallar algo diferente a lo que se ha propugnado desde la Paraufología. Es decir, esperaba en cualquier momento toparme con algo novedoso para considerar que la TD es, ciertamente, una nueva teoría (por cierto, en ufología yo prefiero hablar de hipótesis y no de teoría). Por supuesto, Caravaca siempre me ha caído bien —es un tío enrollao, como decimos los andaluces— y, además, me parece un ufólogo con muchas tablas, siendo autor de trabajos muy buenos (eso jamás lo pondré en duda). Obviamente, me he molestado en leer todo lo que ha publicado sobre la TD (tengo muchos trabajos suyos en mis archivos) y a escuchar con atención las entrevistas que le han realizado en programas de radio, en podcast, en YouTube, etc. También he leído sus obras Encuentros Cercanos con OVNIs (2018) y Distorsión (2019). Quizá me he interesado mucho más por la TD que otros que la defienden a capa y espada. Pero seguía viendo que la TD no arrojaba ninguna luz nueva a la ufología. Todo es un calco de la Paraufología (con algunas pequeñas dosis de la Hipótesis Psicosocial). Po tanto, me he molestado en consultar sus trabajos sobre la TD y todo lo que aporta es archiconocido para mí. Es, sin duda, Paraufología. No encontré nada novedoso que me convenza de que estamos ante una nueva teoría. Esas dudas las compartí con otros colegas ufólogos y exufólogos. Yo podría estar equivocado y quizá se me escapaba alguna aportación inédita. Les pregunté, por tanto, qué les parecía la TD. ¡Y mantenían las mismas sospechas que yo! Me confirmaron que la TD no aportaba nada nuevo; que solo reúne viejas ideas paraufológicas con un nuevo envoltorio. Otros también me preguntaron a mí para saber qué opinaba al respecto, ya que también observaban similitudes muy significativas con la Paraufología. Y ya a no tuve más dudas...  

Por tanto, hablar de una teoría nueva para decir lo mismo que se ha dicho desde la Paraufología, sinceramente no me parece honesto. Y que conste que estoy de acuerdo con muchas de las afirmaciones de Caravaca. Es normal, ya que para mí la TD es un calco de la Paraufología, y si yo vengo siguiendo ese enfoque teórico, es obvio que esté de acuerdo con muchas cosas que dice Caravaca. Pero por honradez intelectual, yo no podía seguir apoyando algo así, porque entonces me hacía cómplice de algo que considero una impostura. En definitiva, para mí, la TD es una copia de ideas, conceptos, nociones teóricas, reflexiones y puntos de vista surgidos en torno a la Paraufología. Por tanto, él debería llamar a lo que hace Paraufología y no TD. ¿Por qué actúa así? Habría que preguntárselo. ¿Afán de protagonismo? ¿Ganas de destacar como un ufólogo que ha desarrollado una teoría nueva? No lo sé, sinceramente. Solo sé que es algo grave. Es un engaño deliberado. Y eso también lo piensan muchos que se han interesado por el trabajo de Caravaca.   

A pesar de todo, él seguirá propagando la TD como una teoría novedosa y sus seguidores le creerán y me criticarán —como ya algunos están haciendo, sobre todo, quienes menos saben de Paraufología— por tener el "atrevimiento" de cuestionar la supuesta originalidad de su pretendida teoría. Estoy convencido de que nadie se preocupará de comprobar si tengo razón (¿quién se va a molestar en examinar los viejos postulados paraufológicos y compararlos con los de la TD?). Al final, la ufología continuará con sus luces y sus sombras... Eso es todo. Y allá cada cual con su conciencia. 

(Por Moisés)

viernes, 12 de agosto de 2022

ESTUDIO CIENTÍFICO DE LA ATLÁNTIDA (Entrevista a José Orihuela por Moisés y Claudia, 10-08-22)

¡Nueva entrega de FONOTECA DE LO INSÓLITO! 

Compartimos una entrevista que el pasado 10 de agosto realizamos a José Orihuela Guerrero para hablarnos de sus reveladoras investigaciones académicas en torno a la ATLÁNTIDA. Recientemente, ha dirigido en la Universidad Iberoamericana de La Rábida un Curso de Verano titulado: "LA ATLÁNTIDA: BASES PARA UNA APROXIMACIÓN CIENTÍFICA A SU ESTUDIO", en el que han participado prestigiosos historiadores, arqueólogos y geólogos. José Orihuela es, entre otras cosas, Licenciado y Doctor en Filosofía por las Universidades de Sevilla y Huelva. En la actualidad es Jefe del Servicio de Inspección de la Delegación Territorial de Educación y Deporte de Huelva. Durante una década ha impartido clases de Estructura Social, Cine y Sociedad, Ciencias Políticas, Prehistoria, además de Historia del Pensamiento Filosófico, en la Universidad Nacional de Educación a Distancia. Es autor de diversos ensayos, novelas y relatos cortos. Próximamente, saldrá a la luz una voluminosa obra de su autoría donde expondrá su investigación sobre la Atlántida, centrada en lo que ha bautizado como Hipótesis Creto-Atlanto-Americana. 

En la entrevista, José Orihuela expone, entre otras cuestiones, las evidencias sobre la existencia de la Atlántida, su posible conexión con la cultura tartésica, la distinción entre los elementos históricos y los elementos legendarios, así como los resultados de sus pesquisas desde 2009. 

Esperamos que os resulte de interés.   

ESTUDIO CIENTÍFICO DE LA ATLÁNTIDA (José Orihuela)

miércoles, 10 de agosto de 2022

CASAS ENCANTADAS ("Misterios en la Intimidad", Canal 28 TV Local Madrid, 1996)

¡Nueva entrega de VIDEOTECA DE LO INSÓLITO! 

Rescatamos de nuestros archivos un debate titulado CASAS ENCANTADAS. Se emitió en el programa 'Misterios en la Intimidad', conducido por Fernando Jiménez del Oso en el Canal 28 TV Local Madrid. Data de 1996. Participaron: Clara Tahoces, Iker Jiménez y Lorenzo Fernández.

Los invitados aclaran las diferencias entre 'casa encantada' y poltergeist. Asimismo, advierten que la 'ouija' suele ser el desencadenante de ciertos fenómenos paranormales. A lo largo de la tertulia, relatan varios casos de estas características. 

Esperamos que os resulte de interés.

sábado, 6 de agosto de 2022

EL DESAFÍO EXTRATERRESTRE (Salvador Freixedo, I Congreso Internac. de Ufología del Penedés, oct'89)

¡Nueva entrega de VIDEOTECA DE LO INSÓLITO! 

Rescatamos una conferencia de Salvador Freixedo. Llevó por título: EL DESAFÍO EXTRATERRESTRE. Fue impartida durante el I CONGRESO INTERNACIONAL DE UFOLOGÍA DEL PENEDÉS (El Vendrell, Tarragona). Fecha: octubre de 1989. 

Freixedo, con su habitual estilo, habla de la manipulación que sufre el ser humano por parte de los gobiernos y de ciertas 'entidades extrahumanas'. Se refiere, entre otras cuestiones, a los contactados, al Majestic-12 y al Informe Matrix, a las mutilaciones de ganado, a los Illuminati, etc. 

Agradecemos a Javier Sierra que haya puesto a nuestra disposición esta grabación en cinta VHS para digitalizarla y compartirla exclusivamente en nuestro canal de YouTube.

Esperamos que os resulte de interés.

lunes, 1 de agosto de 2022

ESOTERISMO ("La Noche", TVE, 1990)

¡Nueva entrega de VIDEOTECA DE LO INSÓLITO! 

Rescatamos de nuestros archivos un interesante debate dedicado al ESOTERISMO. Se emitió en el programa "La Noche" (TVE-2). Lo grabamos en 1990. El debate lo moderó Sibila Pironti y participaron: Fernando Jiménez del Oso, André Malby, Luis Racionero, Marios Satz, Isidro Palacios y Fernando Sánchez Dragó. Los contertulios recuerdan sus inicios en los temas ocultos, inexplicados, esotéricos y espirituales. Hablan de la búsqueda de la verdad, de los personajes y libros que les influyeron y de los viajes iniciáticos que han marcado sus vidas. 

Esperamos que os resulte de interés.